sábado, 1 de octubre de 2011

Vamos a criticar

Nunca entenderé a la gente que va de viaje y sale en las fotos con vaqueros pordioseros y camisetas de propaganda. Es algo que escapa a mi entendiemiento. Acaba de pasarme una amiga todo un reportaje de su viaje a EEUU, ella muy mona, pero su novio como un andrajoso. No es mi intención ser cruel, pero a veces se hace necesario estar a la altura de las circunstancias. Con los vestidos maravillosos que yo llevaré cuando me disponga a la conquista de Nueva York... Mientras tanto, no se preocupen, pueden llamarme pija.

8 comentarios:

flower dijo...

Bueno, yo pienso que en la variedad está el gusto, la capacidad de adaptación al medio es síntoma de inteligencia y la comodidad, entendida a raudales, lleva implícita la sencillez y a veces la falta de coquetería.

Creo que hay momentos para todo, pero esoty segura de que caminando entre calles por NY, si no voy a hacer muchos metros, fácilmente me colocaré unos tacones. De lo contrario, unos mocasines o una bambas irán al pelo, sin lugar a ninguna duda. Ni te hablo de la indumentaria superior...

Pienso que quien lleva propaganda en una camiseta de vacaciones tb lo hace en su voda cotidiana. Tambi´´en he de aclarar que seguro que algunas propagandas te deben gustar más que otras... ¿o tú no llevas nunca propaganda de Loewe, Ralph Lauren y un inddeterminado número de casas comerciales de la misma índole?

Creo que lo que cambia, en ese sentido, es la aceptación de unas, y otras no... ¿no crees? Eso es lo que podemos llamar pijerío... ¿eres pija?

;)

Mua,

Mi casa de juguete dijo...

Pero una cosa es llevar una camiseta de marca que ponga Chanel y otra llevar una que ponga Supermercados El Arbol, por poner un ejemplo. Ni un extremo ni otro. Lo que me parece muy cutre (con perdón) es que haya gente que de viaje lleve puesto lo peor que tiene, independientemente de la comodidad o la desgana.

También yo estoy cómoda con chándal y zapatillas, pero hombre, no salgo así a la calle!

Cuidar un poco los detalles, la indumentaria y apartarse de la dejadez es sano!

Pero vaaaaale, doy permiso para que se me llame pija, aunque no lo soy tanto como puedo parecer... ;)

Beso!!!

Larisa dijo...

Aidita, tenemos un problema. Nuestra virtual amistad está a puntito de verse seriamente mermada. Mejor no comento nada, pues nada bueno he de decir. Y mi Sentido Común no quiere llamarte pija: quiere llamarte gilipollas. Pero no se lo permitiré. Ahora me retiro a Parla, a comer con la family.

Suerte tienes que soy tolerante y leo a Paulo Coelho. De lo contrario, tendría que hundirte. Y ninguno de los tres queremos eso, ¿verdá, Jorge Javié? "¡Verdá-verdá!"

Hala, puedes ir en paz.

Anónimo dijo...

Jajajaja! Sabes qué es lo mejor de todo? Que yo entiendo lo que quieres decir. Que eres un poco pija? Es cierto, igual que también lo es que no es necesario ir en chandal por la vida.

Vale que la ropa para muchas personas puede ser algo superfluo, pero...no cuesta nada ir bien, en los días en que vivimos está al alcance de todos, por lo que se trata más bien, como tú dices, de una cuestión de dejadez. Y la dejadez personal no gusta.

Besos,

Javi

Bubo dijo...

Yo suelo ir medianamente decente, vamos con camisa, vaqueros, como si estuviera en mi barrio. Esas camisetas son solo para limpiar o para irte al campo con los niños. En uno de los últimos viajes que hice me decían si no tenía calor con lo que llevaba puesto.
- Por su puesto que tengo calor. Pero con el acento que tengo todo el mundo se daría cuenta que soy de Córdoba y allí vestimos bien. (Por su puesto, con excepciones.)

Y es que uno no solo da la imagen de lo que es o de quien es. En un viaje, representas más.

ÁMBER dijo...

Pues yo tampoco lo logré entender.

Y decirte también que la elegancia no ha de estar reñida con la comodidad y el confort, ni con los viajes.

La elegancia es algo que se lleva o no, y tu amiga, por lo que parece, la lleva de manera innata (igual que tú y que yo, lo sé), mientras que su novio no...

Vestir con gusto, clase, elegancia, etecé NO necesariamente quiere decir que se es pija o pijo, ahí la gente confunde el concepto y etiqueta rápido.

A mí me pasa constantemente, hasta en mi blog. Y te aseguro que por pija que pueda parecer en mi vida dentro y fuera de Blogger NO soy una pija, como tampoco lo eres tú, pues nosotras lo llevamos en nuestro ADN, lo llevamos grabado a fuego y tan orgullosas de ello. ¡Faltaría más!

Además, ¿qué le vamos a hacer si ambas tenemos buena percha y gustamos? ¡Jajajajajaja!

Besos elegantes para una damisela elegante como tú!

* Sorry por la extensión del comentario, pero ya desde que leí el post por primera vez lo había pensado y odio cuando se nos etiqueta.

Mi casa de juguete dijo...

Ay Amber, yo sé que tú me comprendes mejor que nadie! Y como no podría ser de otro modo, suscribo todas y cada una de tus palabras.

Nosotras siempre nos entendemos... ;)

Un beso grande!

Paula C. dijo...

Hola guapa! wow, donde consigues estas fotos?? Super inspiradoras, me encanta! Estas divas son simplemente clásicas, una fuente de inspiración eterna!

www.superclementina.blogspot.com

besote!